svg

¿Hablamos?

    Carrefour y sus tarjetas revolving

    Al día / 21 junio, 2019

    A pesar de que son muchas las entidades que comercializan las conocidas tarjetas revolving, Carrefour es una de las entidades que más tarjetas ha vendido. Estamos hablando de la tarjeta Carrefour Pass.

    A primera vista, estas tarjetas parecen una vía de financiación atractiva, al comercializarse como «gratuitas» y «fácilmente pagables a plazos», además de prometer incentivos para su uso, como por ejemplo devoluciones de un porcentaje de las compras que se realicen en sus establecimientos. Sin embargo, se trata de un producto con un elevado tipo de interés, incluso tóxico, que acaba suponiendo una espiral de endeudamiento permanente para el cliente.

    Decimos que es un producto tóxico por las bajas cuotas mensuales de pago aplazado que ofrecen y los altos tipos de interés que aplican. El gancho es que, durante la comercialización de la tarjeta, nos dicen que el tipo de interés es del 2%, no especifican que ese 2% es un tipo de interés mensual calculado sobre el total de la deuda. De esta forma es frecuente que con el pago de dicha cuota no se alcance a realizar ningún tipo de amortización del capital pendiente.

    Hay muchas veces que la cuota únicamente cubre los intereses y el total adeudado por el consumidor nunca disminuye, o incluso crece de manera constante, a causa de estos desproporcionados intereses. A mayores, a estos intereses hay que sumarles los costes del seguro que Carrefour suele comercializar con la tarjeta, aumentando aún más el coste de financiación y la carga que supone la deuda.

    En reiteradas ocasiones, los Tribunales han considerado usurarios los excesivos intereses estipulados en los contratos de las tarjetas revolving, que no deberían superar el 17%. El tipo de interés de las tarjetas de Carrefour supera el 20%, y en ocasiones la T.A.E. llega hasta el 26%.

    Desde Afectados Fraudes Financieros recomendamos, por tanto, evitar el uso de las tarjetas revolving, puesto que crean un endeudamiento innecesario para el cliente, que muchas veces resulta imposible de afrontar. En general, el pago aplazado como modalidad de crédito al consumo es un servicio que suele salir muy caro, por lo que no conviene hacer un uso frecuente del mismo, por muy atractivas que puedan parecer estas tarjetas.

    Aun así, su uso se ha incrementado notablemente en los últimos años. De hecho, a día de hoy muchos clientes ni siquiera son conscientes de los riesgos que afrontan al emplear esta clase de productos. Si sospechas que puedes tener una tarjeta de Carrefour Pass de este tipo, crees que te han cobrado de más o tienes cualquier duda respecto a las condiciones de tu tarjeta, no dudes en ponerte en contacto con nosotros.

    Si necesitas asesoramiento legal y/o información adicional sobre reclamación en tarjetas revolving, no dudes en ponerte en contacto con nuestro equipo de profesionales altamente especializados y de dilatada experiencia.

    En Afectados Fraudes Financieros le ayudamos a recuperar su dinero.

    Escríbanos a info@afectadosfraudesfinancieros.es o llámenos a los números de teléfono +34 91 159 20 80 // +34 605 078 682.